Skip to main content

Tipos de exhibidores de cartón

Los exhibidores de cartón están diseñados para ayudar con el marketing y hacer más llamativos los productos a la vista de las personas que compran diferentes productos con el propósito de hacer más llamativo el producto e incrementar su venta.

Existen diferentes tipos de exhibidores de cartón,  aquí algunos ejemplos:

Exhibidores tipo botadero: son contenedores abiertos que se colocan en el suelo y que se llenan con productos sueltos o de pequeño tamaño para que el consumidor pueda ver y escoger.            A menudo se utilizan para productos promocionales, de temporada o en liquidación, y están diseñadas para aumentar la visibilidad del producto y generar la venta impulsiva.

Los Exhibidores Autónomos: son exhibidores independientes a las estanterías con productos que puede comprar el consumidor y que se utilizan en entornos comerciales a fin de influir en los patrones de compra del consumidor. Están diseñados para aumentar la visibilidad de los productos y maximizar el impacto de la marca en el punto de venta. Estos vistosos exhibidores permiten a las marcas diferenciarse de las de la competencia y potencian la venta.

Los Exhibidores para Mostrador: sostienen los productos de entre los que podrá comprar el consumidor y están diseñados para colocarse sobre el mostrador de la tienda. Se colocan de forma estratégica en el punto de venta a fin de maximizar la visibilidad del producto y fomentar la venta impulsiva.  

Los stands para tiendas suponen un punto de venta de gran impacto ya que atraen la atención de los consumidores y ofrecen un estilo de marca exclusivo.

Es por eso que los exhibidores de cartón se han convertido en una herramienta infaltable en las mezclas y estrategias de mercadeo que se usan hoy día, no importando si la marca es grande o pequeña.