Skip to main content

Cajas de Cartón: Que es el cartón?

Uno de los materiales más nobles para trabajar es el cartón. Es tremendamente útil en las áreas del arte, el hogar y las fábricas para hacer embalajes y envases, además de que puede ser reciclado y así aumentar su periodo de vida útil especialmente cuando se refiere a cajas de cartón

No es un invento reciente, pues según los historiadores el modelo primitivo de lo que hoy en día conocemos como cartón apareció en China durante el siglo I de nuestra era, cuando Cai Lun, consejero imperial del emperador He de Han, se encargaba de los suministros y organizó la producción de papel a gran escala, por lo que los contenedores y las tapas se fabricaban uniendo varias capas de papel que se untaban con una mezcla de almidón, arroz e hibiscus para protegerlas del moho y los bichos. Aunque la primera caja de cartón en China apareció en el siglo XVI, Inglaterra fabricó la primera caja de cartón comercial en 1817, según datos de la Universidad Estatal de Ohio.

Se dice que el cartón recibe este nombre por tratarse de una carta gruesa, ya que se forma de varias capas de papel superpuestas, con base de fibra virgen o de papel reciclado, que lo hace más resistente y duradero que el papel. En realidad, el uso más importante de este material es como empaque o contenedor, pues debe mantener su forma a pesar del peso que se le coloque encima; por tal motivo, cuestiones como peso y grosor son muy importantes, ya que esto determina con cuál otro material habrá de combinarse para hacerlo más resistente, más ligero, más higiénico o conferirle otras características para aprovecharlo de la mejor manera posible.

Este material se encuentra fabricado con pasta de madera de pino, cuya consistencia es parecida a la avena líquida, después se calienta y se presiona en hojas de papel; después se le agrega pegamento de almidón de maíz si es que será cartón corrugado o parafina si se trata de envases para alimentos o juguetes.

Actualmente, los bosques atraviesan un momento crítico con la deforestación, por lo que el hombre se ha dado a la tarea de plantar más árboles; sin embargo, un pino tarda entre 15 y 20 años en alcanzar su mayor altura. Es por esto que la industria del cartón se ha visto en la necesidad de reciclar. Es innegable que con esta medida se ayuda a los bosques productores de celulosa pero el cartón reciclado posee menos resistencia debido a que sus fibras son cortas. La gran ventaja es el beneficio para el medio ambiente, pues una tonelada de cartón reciclado representa un ahorro de dos metros cúbicos de vertedero, 140 litros de petróleo, 50 mil litros de agua y evita la emisión de 900 kilos de dióxido de carbono.

Como puede verse, el cartón es un material bastante útil desde tiempos muy antiguos y requiere de un proceso largo y delicado para su fabricación. Parece un material frágil pero en realidad es muy resistente y versátil (por eso se usan cajas de cartón para infinidad de actividades). Es muy importante que se utilice de manera consciente para evitar un daño mayor al medio ambiente y que participemos activamente en su reciclaje si queremos seguir disfrutando de sus beneficios.